Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Híper automatización

La automatización usa tecnología para automatizar tareas que una vez requirieron humanos. La empresa de investigación en tecnología, Gartner, le llama “Híper Automatización” a la aplicación de tecnologías avanzadas, incluidas la inteligencia artificial (IA) y el aprendizaje de máquina (ML), para la automatización de los procesos y aumentar a los humanos. La “Híper automatización” se extiende a través de una gama de herramientas, pero también se refiere al proceso de sofisticación de la automatización (es decir, descubrir, analizar, diseñar, automatizar, medir, monitorear, reevaluar). Dado que no existe una tecnología o herramienta única que sea capaz de reemplazar a los humanos, la “Híper automatización” combina herramientas de software y procesos robóticos (RPA), la inteligencia artificial (AI) y software de gestión empresarial inteligente (iBPMS) ) con el objetivo de tener un proceso de toma de decisiones impulsado por la inteligencia artificial.

La frase “aumento humano” despierta visiones futuristas, pero lo cierto es que los humanos han estado aumentando partes del cuerpo durante muchos años. Los anteojos, audífonos y las prótesis son ejemplos comunes de esto y han evolucionado a implantes y dispositivos portátiles. Incluso la cirugía ocular con láser se ha convertido en algo común. Ahora con la automatización, existen las capacidades de reemplazar capacidad humana y/o en el aumento que crea capacidades sobrehumanas. Se prevé que esta tendencia generará gran impacto desde el 2020 y por los próximos 10 años.

AI (Artificial Intelligence)

El acceso a capacidades de AI (Artificial Intelligence) que hoy en día tienen los desarrolladores no tiene precedente. Cada vez hay más tecnologías avanzadas disponibles con precios accesibles y poco o nulo compromiso de tiempo, y los algoritmos pueden ser efectivos con conjuntos de datos progresivamente más pequeños. Esta tendencia democratiza la innovación de AI y también permite la creación de herramientas más pequeñas y de nicho; esto no era posible anteriormente, ya sea porque no había suficientes datos o porque el problema no valía la gigantesca inversión que tomaría para resolverlo. Ahora tanto las necesidades de inversión como de datos están disminuyendo rápidamente. Como resultado, comenzaremos a ver una mayor diversidad de herramientas con AI. También veremos que la AI tendrá pequeñas funciones en una variedad de productos, por ejemplo, la mejora de la calidad de una imagen dentro de una cámara o televisor o mejora de la eficiencia en electrodomésticos. La AI ha pasado de la fase de investigación a la práctica.

5G

Para el 2020 se esperan mayores despliegues de esta tecnología, la cual implica un efecto desencadenante en otras industrias. Con su latencia más baja y mayor velocidad, 5G disparará una ola de innovación en vehículos, drones y IoT, así como la forma en que utilizamos la nube.  El impacto es grande, desde la explosión de diferentes formas y tipos de dispositivos hasta los cambios en cómo recibimos y utilizamos los datos. Particularmente, su impacto en vehículos autónomos y la combinación de IoT requerirá una próxima generación de infraestructura que dinamizará industrias y cambiará modelos de negocio.

Quantum Computing

La misión de demostrar la aplicación práctica de la computación cuántica continuará en 2020. Si bien algunas compañías han afirmado lograr la supremacía cuántica, todavía tenemos que ver que esta tecnología muestre su poder computacional para resolver los grandes problemas de la humanidad. Aunque faltan varios años para esto, el próximo año se caracterizará por más investigación y desarrollo, pero, con mayores demostraciones de aplicaciones y capacidades prácticas reales.

 

0
0
0
s2sdefault